24 Jul '11

Sociedad Uruguaya

Emergencia en Somalia: miles huyen diariamente por crisis nutricional

“Los desplazamientos no son nada nuevo para los somalíes. Lo que es nuevo es que la gente ahora está huyendo de las áreas rurales simplemente porque no hay más comida para comer”, coordinador de operaciones de MSF Joe Belliveau.

Somalia está siendo golpeada por la hambruna más severa de las últimas décadas. Una extensa sequía, sumada a los efectos de 20 años de conflicto armado, el elevado precio de los alimentos y la falta de acceso a la salud, están llevando a miles de somalíes a huir a países vecinos del Cuerno de África, principalmente a campos de refugiados en Kenia y Etiopía.

La organización internacional humanitaria Médicos Sin Fronteras, que trabaja de manera continua en Somalia desde 1991, está aumentando su asistencia en la región para responder a las necesidades que plantea esta emergencia nutricional y demanda el fin de las restricciones y demoras para introducir recursos y asistencia en el país (ver comunicado más abajo).

En los últimos días, MSF ha registrado datos alarmantes:

–          2.000 somalíes huyen a Etiopía y Kenia cada día, de los cuales 1.400 diariamente buscan refugio en el campo de refugiados de Liben, Etiopía, donde MSF brinda asistencia.

–          40.000 personas llegaron en un mes, entre el 6 de junio y el 6 de julio, al campo de refugiados más grande del mundo, Dadaab, Kenia, buscando asistencia y seguridad.

–          370.000 personas viven en el campo de refugiados de Dadaab, diseñado para acoger 90.000 personas. El acceso a alimentos, agua, higiene y refugio es cada vez más restringido.

–          2 meses tardan los recién llegados en registrarse para recibir alimentos en Dadaab.

–          37,7% de los niños menores de 6 años recién llegados muestran desnutrición global aguda; de los cuales 17,5% tienen desnutrición severa aguda. A partir del 15% se considera una situación de emergencia.

–          10.000 niños con desnutrición severa están siendo atendidos por MSF en la región.

–          Muchos niños no llegan desnutridos a los campos de refugiados, sino que caen en la desnutrición luego de arribar, debido al hacinamiento y escasez de alimentos.

Deja un comentario

*