15 Mar '13

Sociedad Uruguaya

Crece apoyo del MIEM hacia la industria alimenticia

En la 1ª Jornada Nacional de Alimentos organizada por la Ciali, el ministro Kreimerman recordó que su cartera consolida su apoyo hacia el sector a través de subsidios a emprendedores, la cofinanciación no rembolsable de proyectos y la participación en Consejos Sectoriales, entre otras medidas. La producción de alimentos constituye el 38% de la industria nacional.

El ministro de Industria, Energía y Minería, Roberto Kreimerman, participó hoy de un taller dirigido a empresarios y técnicos de las Cámaras de Industrias de Alimentos del Mercosur, organizado por la Cámara Industrial de Alimentos (Ciali), en el marco de la 1ª Jornada Nacional de Alimentos “Alimentos con valor agregado. Vida y hábitos de alimentación saludable”.

En la apertura del evento, que se desarrolló en el Club de los Industriales, expusieron el presidente de la Ciali, Juan Pedro Flores, y el presidente de la Cámara de Industrias del Uruguay (CIU), Javier Carrau.

Kreimerman recordó en su exposición que la producción de alimentos constituye el 38% de la producción industrial uruguaya y el 42% de su personal ocupado, gran parte de él en pequeñas y medianas empresas (pymes). Consideró que genera un “aporte sustancial” tanto a la producción volcada hacia el mercado interno como a las exportaciones industriales.

El ministro afirmó que el apoyo del Ministerio de Industria, Energía y Minería (MIEM) hacia este sector está creciendo, aunque sostuvo que es “siempre insuficiente”. Este incluye la promoción de inversiones a través del Régimen de Inversiones; la participación en proyectos conjuntos de actualización tecnológica, capacitación y acceso a mercados a través del cofinanciamiento no reembolsable de su Fondo Industrial; y el impulso a la constitución de redes de pymes.

Asimismo, el MIEM participa en distintos institutos (como el INAC y el Inale, entre otros), en los Consejos Tripartitos, los Consejos Sectoriales, clústers y conglomerados, entre ellos el de Alimentos con Valor Agregado.

Kreimerman dijo que en el mundo existe una demanda creciente de alimentos, y añadió que América Latina es uno de sus reservorios más importantes, aunque no muestra las mismas fortalezas el plano industrial. Sin embargo, consideró que debería apostar a consolidarse en este sector para tener una mayor capacidad de negociación a nivel mundial y una mejor calidad de vida para sus habitantes.

El ministro dijo que la continuidad del crecimiento uruguayo con industrias pasa por las cadenas productivas. Actualmente ya se han mejorado las agroindustriales y se han agregado algunas manufactureras propiamente dichas, así como derivadas del conocimientos (informática, audiovisual, etcétera). En este marco mencionó, sin embargo, que hay que enfrentar algunos problemas regionales, como la sobrevaluación de la moneda que afecta la competitividad.

Por otra parte, recordó que el fuerte aumento del comercio intraindustrial, fruto de este nuevo sistema económico, ha hecho aumentar la logística, la apertura y la normalización (y estandarización), también volcada hacia la población que hoy exige, por ejemplo, consumir alimentos correctos y saludables.

Asimismo, sostuvo que la negociación por bloques, como el Mercosur, resulta fundamental, por lo que destacó la importancia de la creación de la Coordinadora de las Industrias de Productos Alimenticios y Bebidas del Mercosur (Cipam).

“Por aquí están los caminos para que este país pueda seguir avanzando, para que pueda seguir dirigiéndose a las cadenas productivas que dejan trabajo de mayor calidad para sus habitantes y mejores resultados para sus empresarios. Y, fundamentalmente, para que pueda seguir dirigiéndose al agregado de valor en aquellas cadenas donde tenemos ventajas competitivas”, explicó el jerarca.

Kreimerman saludó el esfuerzo de la Ciali por tener una mirada amplia a través de esta jornada de trabajo. “La Cámara es la forma de insertarse mejor hacia nuestros consumidores y hacia los mercados internacionales(…), y fundamentalmente es la perspectiva de largo plazo, la visión geoestratégica, la mentalidad que falta en nuestro país de que la industrialización con y sin chimeneas es el camino correcto para una sociedad desarrollada y más justa. Esos son los elementos que apoyamos y sepan que los acompañamos en este camino”, cerró el ministro.

 

Deja un comentario

*