27 Abr '07

Sociedad Uruguaya

Diputado Fernández destacó papel de APADIR

El diputado encuentrista Julio César Fernández destacó papel de APADIR (Asociación de Padres y Amigos del discapacitado de Rivera) al hacer uso de la palabra en la media hora previa de la Cámara de Representantes el pasado 11 de abril.

Textualmente, Fernández expresó:

«APADIR es una asociación civil sin fines de lucro, con personería jurídica, que inició sus actividades el 19 de junio de 1989.

Su objetivo fundamental es la atención a la persona con capacidad diferente, promoviendo su integración social y laboral y mejorando su calidad de vida. Trabaja apoyando a sus familias en la comprensión y acompañamiento de sus problemas.

Desde su inicio, APADIR trabaja en una granja taller instalada en un predio cedido por la Intendencia Municipal, ubicado a cinco kilómetros de la ciudad de Rivera, y a la fecha cuenta con dos hectáreas de superficie y construcciones que se han ido aumentando y adaptando para permitir la actividad de talleres de horticultura, floricultura, lumbricultura, avicultura, cunicultura, suinocultura, bizcochería y panadería, elaboración de dulces y conservas, tejido con máquinas semi-industriales, fabricación de bloques, manualidades decorativas, peluquería, economía doméstica, talleres de mantenimiento, etcétera.

Atiende a setenta jóvenes con más de catorce años de edad, a los que brinda atención integral, capacitándolos para el trabajo e inserción social, desarrollando en ellos hábitos de higiene, convivencia, respeto hacia el otro, camaradería y todos aquellos valores que hacen posible la vida familiar, social y laboral.

Concurren a la institución de 8 y 30 a 16 y 30 horas, de lunes a viernes, y reciben desayuno, almuerzo y merienda, ya que el 90% de los alumnos provienen de familias con escasos recursos.

También se les ofrece recreación, deportes, vacaciones compartidas y toda actividad que beneficie su formación personal.

APADIR integra también en sus talleres a jóvenes sin discapacidad provenientes de familias de bajos recursos que han abandonado la enseñanza formal y realizan ahí su aprendizaje para insertarse en el mercado laboral.

La persona con capacidad diferente y su familia enfrentan una realidad difícil y dolorosa al producirse la pérdida de los padres o referentes. Esa situación, de por sí dolorosa para cualquier ser humano, aumenta su impacto cuando se trata de seres especialmente sensibles.

APADIR se ha propuesto crear un hogar de alternativa para recibir en forma permanente a aquellos que lo necesitan, o en forma transitoria cuando, por enfermedad de sus mayores u otros motivos graves, requieran un lugar para alojarse, sabiendo que serán atendidos y recibidos con todo el afecto y el respeto que se merecen.

El hermoso proyecto elaborado por el arquitecto riverense Jorge Rodríguez dejará de ser un sueño al comenzar las obras este mes para transformarse a la brevedad en dulce realidad, gracias al aporte de la Intendencia Municipal de Rivera, del Ministerio de Transporte y Obras Públicas, del Banco de Previsión Social, de APADIR y de la comunidad riverense.

Felicitamos a APADIR, a su Comisión Directiva, a sus profesores, técnicos, funcionarios y amigos de la obra, que han comprendido la necesidad de promover a estos jóvenes especiales, respetando sus limitaciones y ayudándolos a potenciar sus capacidades diferentes, en un trabajo tesonero, admirable, humano, agregando a su ya larga lista de conquistas el hogar de alternativa.

Solicito que la versión taquigráfica de esta intervención realizada el 11 de abril de 2007 sea enviada a la Intendencia Municipal y la Junta Departamental de Rivera, al Ministerio de Transporte y Obras Públicas, al Banco de Previsión Social, al arquitecto Jorge Rodríguez -que colaboró honorariamente con esta obra- y a la Comisión Directiva de APADIR, presidida por la escribana Zulema Yelpo de Sepúlveda».

Deja un comentario

*