18 Ene '12

Sociedad Uruguaya

Larrañaga dijo adiós al Directorio blanco: es tiempo de “trinchera sectorial”

En nota dirigida al Presidente del Directorio, Jorge Larrañaga anunció el miércoles 18 de enero su alejamiento del ejecutivo nacionalista para continuar su lucha “en la trinchera sectorial –con la permanente vocación por el crecimiento partidario-, y buscando en la diversidad, la anhelada Unidad”.

Expresa que siente cumplida su etapa de doce años y medio en el seno del Directorio, y que era una decisión que había dilatado desde hace  mucho tiempo y que era conocida tanto por sus compañeros aliancistas como por Luis Alberto Heber.

En la misiva afirma que es inexorable y necesaria la victoria del Partido Nacional y del proyecto wilsonista, nacional y popular y que se siente representante de un NACIONALISMO SIN ATADURAS,  que no hace política especulando y  que únicamente se “rige por el deber conla Patria, su Partido Nacional y sus Convicciones, -por incómodas que resulten-“.

En otro pasaje de la nota expresa que sirvió a su “Partido desde todas las posiciones en que fue reclamado” y que así continuará haciéndolo “hasta  el último día de mi vida”, estando dispuesto “al esfuerzo  y sacrificio que se me pida y  necesite”  por El Partido Nacional, al que sentencia como “el que mejor entiende al Uruguay”.

La carta.

Compartimos textualmente la carta remitida por Larrañaga a Heber.

Andresito, 18 de enero de 2012

Sr. Presidente del Honorable Directorio

del Partido Nacional

Luis Alberto Heber

Presente

De mi mayor consideración:

Quiero comunicarle mi renuncia al Cuerpo y a la vez, la ratificación de un inquebrantable compromiso de lucha porla Colectividadque mejor entiende al Uruguay.

Ingresé al Directorio en julio de 1999, hace 12 años y medio, por mandato de las urnas. Fui su Presidente cuando me tocó ganar, y vocal cuando perdí.

Siempre procuré servir a mi Partido desde todas las posiciones en que fui reclamado, como lo haré hasta el último día de mi vida.

Como a Usted le consta, hace tiempo considero que terminó una etapa; hechos y circunstancias fueron dilatando esta resolución inmodificable que ahora se concreta.

Pertenezco a un nacionalismo sin ataduras.

Únicamente me rige el deber con mi Patria, mi Partido y mis Convicciones, por incómodas que resulten.

No hago política especulando porque siempre he considerado que primero está la gente, los problemas que no tienen color político y que éticamente tenemos que resolver. No en la promesa quinquenal electoral, sino

todos los días, nunca creyéndome dueño de la razón, sino constructor de soluciones.

Mi único compromiso es con todos los uruguayos, mi nacionalismo es de respuestas, dignidad y sentido del honor, porque no vivimos solamente en una sociedad de derechos sino también de deberes.

Permanecen en este Honorable Cuerpo grandes ciudadanos, que junto a Usted, lo guiarán al destino que presidió toda nuestra historia.

En consecuencia presento mi renuncia indeclinable al Directorio y consecuentemente lo haré ala Presidenciadela Agrupación Parlamentaria.

Mi lucha continuará, en la trinchera sectorial –con la permanente vocación por el crecimiento partidario-, y buscando en la diversidad, la anhelada Unidad, que nos lleve a la inexorable victoria del Partido Nacional.

El Uruguay precisa impostergablemente un gobierno blanco, nacional, Wilsonista y popular que haga realidad todas las dimensiones de la libertad y la justicia social.

Cuente Ud. con mi aprecio y apoyo, y el Cuerpo, con el respaldo Institucional desde mi condición de nacionalista inclaudicable, dispuesto al esfuerzo y sacrificio que se me pida y necesite.

Hasta cualquier momento.

Jorge W. Larrañaga.

Fuente: Alianza Nacional. www.alianzanacional.com.uy

Deja un comentario

*