23 Oct '06

Sociedad Uruguaya

Nuevo homenaje a Osiris Rodríguez Castillos

La Subcomisión de Cultura del Club Oriental tiene el agrado de invitar a usted a la charla que, en homenaje al poeta uruguayo OSIRIS RODRIGUEZ CASTILLOS, se llevará a cabo el próximo domingo 29 de octubre, a las 18 horas, en su Sede Social.

El CLUB ORIENTAL es la casa de los uruguayos en Buenos Aires.
Fue Fundado el 27 de mayo de 1884

La evocación de OSIRIS RODRIGUEZ CASTILLOS, este poeta, músico, cantor, artesano, guitarrero y luthier, a diez años de su fallecimiento, estará a cargo de SCHUBERT FLORES VASSELLA, destacado investigador histórico uruguayo.

La disertación estará acompañada con pasajes musicales grabados por el homenajeado.

SUBCOMISION DE CULTURA. Luis Sáenz Peña 1787 (1135) Capital federal- teléfono: 4307- 7086

Desde adentro del campo…
ecos de las canciones de Osiris
a diez años de su partida rumbo a la estancia eterna

SERGIO SANCHEZ MORENO

«Hay un camino en mi tierra
del pobre que va por pan
camino de los quileros
por las sierras de Acegua»

La canción se extiende por el paisaje, nube mañanera y perezosa que pinta de blanco los verdes valles entre las serranas fronteras con el Brasil. Parado del lado donde se inventa el sol, en la espalda de la sierra, el comienzo del camino de los quileros es apenas piedras y arbustos.
Miro la naturaleza con ojos de Osiris, hace muchos años viviendo tiempos por aquí, muchacho asombrado por este paisaje espléndido, y con el veo pasar asombrado, los cargueros.
En silencio, apenas bufidos de algún caballo mal cargado, como si ellos hubieran aprendido que llamar la atención no es buena cosa.
Barriles de caña, yerba y azúcar, y cuantas cosas mas se venían hasta nuestros pueblos, haciendo muchas leguas a lomo de caballo, a campo y monte, a noche y silencio.
Los quileros venían en cargueros, un caballo y otro y unos cuantos mas…rendía mas el viaje y había mas revólveres para mantener lejos a los fusiles de los milicos.
Ahí, al pie de la sierra y donde nace la senda de los contrabandistas, Osiris fue con ellos, letra adentro de su canción y los pintó de manera extraordinaria… canción que escucha mi alma, clarita, cadenciosa, cantada por un turco, Cafrune, que supo grabar una de las mejores versiones del Camino de los quileros.

«No pregunten d’ande soy
Vengo del tiempo aparcero Y ni los mesmos senderos
Comprenden pa’ donde voy»

Cantaba Omar, y la noche , junto al río Olimar, se hacia dulce abrazo. Cantores, recitadores y payadores de todos los pueblos, fogones con olor a tortas fritas y a guisos carreros, gente del pueblo, y muchísimos paisanos de los pagos de la región …con algún gurí que disparaba sus primeras presentaciones en público. El festival del Olimar estaba naciendo y Omar Matéu, cantaba con voz inolvidable las «décimas a Jacinto Luna», para que la milonga de Osiris nos amparara, reafirmando la patria en esos fuegos nuestros y en versos de tranco lerdo que van dejando luces encendidas.

«No venga a tasarme el campo
con ojos de forastero
no es como lo usted lo ve
sino como yo lo siento»

En esta época, con tantísima gente que lucha con amor por hacer de este un tiempo de Dios, entre los muchos desafíos a que nos someten la superficialidad y el consumismo, están los y las opinantes. Osiris nos acompaña día a día, cuando nos enfrentamos a que nuestra vida o trabajo sean tasados de afuera, sin caminar por los campos de nuestro esfuerzo, sin conocer de adentro nuestros sueños y desvelos. Es muy difícil pararse en los zapatos de los demás pero es la única de forma de construirnos como familia humana .

Apreciado Shubert y en ti a Odracir y a todos los HERMANOS que están recordando a Osiris Rodríguez Castillos;
apenas comienza este día 21 de octubre aquí en los Pinares del Este de San Fernando de Maldonado, y mientras un monte de benteveos, horneros, pájaros carpinteros, chingolos y torcacitas, nos enmarcan, con el amigo nuestro, Enrique D´alessandro y con el poeta Ariel Medeiros compartimos unos mates, hablamos del homenaje que ustedes están haciendo con tanto cariño y tiramos recuerdos, pa’acompañarlos, Río mediante.

Hace mas de 25 años que tengo la suerte de que me invitan a presentar los artistas en el festival » A orillas del olimar», y allí donde se reúnen cada noche 30 mil personas de todas partes, gente joven y gente ya mas grande que conviven para abrevar y nutrir el alma de nuestras canciones de la patria grande… y mientras el Serrano Abella, festival tras festival me recita de memoria todas las poesías de Osiris que cantan o recitan en el escenario…
soy testigo de uno de los sagrados rituales del encuentro…

guitarra en milonga rotunda, tierra ella misma…
y voz del Pepe Guerra para que todos canten y bailen y se abracen y se quieran
entonando con don Osiris,
con su creación intacta,
con su país de canto renaciendo cada día…
«me llaman la galponera
y es milonga de fogón»

Deja un comentario

*