24 Oct '08

Sociedad Uruguaya

Informarán a la población sobre lesiones repentinas cerebrales

En el marco del Día Mundial del Ataque Cerebral, la Sociedad de Neurología del Uruguay (SNU) realizará el próximo miércoles varias actividades para informar a la población sobre las características básicas de las lesiones repentinas en el cerebro.

Neurólogos brindarán charlas en todo el país con el objetivo de alertar a la comunidad sobre los factores de riesgo y los síntomas de presentación de una enfermedad que, según la Organización Mundial de la Salud (OMS), tiene lugar cada cinco segundos.

Así lo consigna Radio El Espectador el 24 de octubre de 2008. Estudios epidemiológicos recientes afirman que la enfermedad cerebrovascular constituye en Uruguay la primer causa de mortalidad dentro de las enfermedades circulatorias. Se trata de una lesión repentina en el cerebro causada por la obstrucción de una arteria cerebral que provoca infarto cerebral o su ruptura -hemorragia cerebral. Ante este contexto, la SNU dedicará ese día a alertar a la población sobre la enfermedad que constituye la primera causa de mortalidad y discapacidad. En Congreso Mundial de Ataque Cerebral, celebrado en Viena en setiembre del 2008, proclamó el 29 de Octubre como el Día Mundial del Ataque Cerebral. Se trata de una enfermedad donde la prevención es clave para reducir el impacto en la salud de la población, ya que muchos factores de riesgo de esta patología son controlables y modificables. Según la información difundida por Sociedad de Neurología del Uruguay, esta se manifiesta mediante una disminución de fuerzas o sensibilidad en un brazo o en una pierna, especialmente cuando ocurre en un sólo lado del cuerpo. También puede generar dificultad para hablar o comprender de comienzo brusco, problemas repentinos para ver con uno o ambos ojos, perdida del equilibrio o de la coordinación, o problemas para caminar, dolor de cabeza intenso y repentino de causa desconocida. La presidenta de la Sociedad de Neurología del Uruguay, Marnels Ferreira de Mattos, dijo a Índice 810 que el ataque cerebral puede aparecer en cualquier momento sin previo aviso. “Toma al individuo en plena actividad. Como lo dice el nombre, si bien es un ataque –en el sentido de que se dice ataque cerebral-, pero una cosa importante es que no es considerado una fatalidad porque tiene su explicación. La explicación está en los factores de riesgo que presenta esa persona y a eso nosotros apuntamos, a que se conozcan los actores de riesgo para que la persona lo pueda prevenir. Eso es lo importante”, informó. Dentro de las medidas de prevención a los efectos de disminuir el riesgo de padecer un ataque cerebral, se recomienda hacer controles de presión arterial, evitar el tabaquismo, controlar y tratar las enfermedades del corazón, controlándose estrictamente con su médico en caso de ser diabéticos. Además, se recomienda no consumir alcohol ni drogas, hacer ejercicios físicos, evitar el sobre pero y la obesidad, excesos de sal y grasas saturadas de origen animal, entre otras. Sin embargo, hay ciertos factores de riesgo que no se pueden evitar. “Hay factores de riesgo que no son modificables, lamentablemente, como es la edad. Si bien el ataque cerebral se puede dar a cualquier edad, cuanto más edad tenga la persona, es más frecuente. A tal punto que después de los 55 años, se duplica la posibilidad de tener un ataque cerebral. También el sexo. Es ligeramente más frecuente en el sexo masculino. En la raza negra también se ve más, y en los antecedentes familiares. Eso no se puede cambiar. También el bajo peso al nacer, con menos de mil gramos es una persona con riesgo a sufrir un ataque cerebral”, señaló. También se recomienda manejar las situaciones de estrés de la mejor manera posible, adoptando una actitud positiva. En este sentido, la presidenta de la SNU explicó la estrecha relación que existe entre el ataque cerebral y el estrés. “El estrés, en general, aparece como un factor gatillante. Libera adrenalina, en una situación también hay hipertensión. Y lo que se ha visto es que, en general, dos o tres días después de una situación de estrés, puede haber un ataque cerebral”, afirmó. La hipertensión es el principal factor de riesgo cerebrovascular. También es conocido como el “asesino silencioso”, ya que daña las arterias del cerebro.

Las personas que sufren hipertensión tienen cuatro veces más de posibilidades de sufrir un ataque cerebral. La alta prevalencia de esta enfermedad (hipertensión) perfila a Uruguay como uno de los países de América con la tasa más alta de mortalidad por enfermedades cerebrovasculares.

Fuente: Radio El Espectador. http://www.espectador.com.uy

Deja un comentario

*