26 Dic '09

Sociedad Uruguaya

La segunda «mano de Dios» en la historia del Fútbol no será sancionada

Según la Federación Internacional de Fútbol Asociado (FIFA), aplicar una pena al jugador francés Thierry Henry, jugador que gracias a una inocultable mano suya atajando la pelota la selección gala clasificó al mundial de Sudáfrica, implicaría «sentar un precedente» sobre una situación «no contemplada reglamentariamente».

Así lo informó ayer el periódico deportivo francés L’Equipe.

La Comisión Disciplinaria de la entidad se reunirá en enero con una posición ya tomada a favor de no castigar a Henry.
En la jugada decisiva del partido disputado por Irlanda y Francia, en la fase final de las Eliminatorias europeas, Thierry Henry acomodó la pelota con la mano y se la pasó a su compañero William Gallas para que anotara el gol de la victoria, en una maniobra no advertida por el árbitro. Francia pasó a Sudáfrica 2010 mientras que Irlanda quedó eliminada, pese a las airadas quejas de los jugadores y la federación de fútbol de ese país.
Según indica L’Equipe, el Comité de Disciplina no estaría dispuesto a generar un precedente que derive en una situación «no contemplada reglamentariamente», ya que Henry «no marcó un gol con la mano y tampoco lo evitó con el mismo recurso ilícito en su propio arco.» Mientras tanto, la FIFA se sigue negando a aplicar al fútbol la tecnología que desde hace años emplean los árbitros de otras disciplinas para visualizar al instante las jugadas polémicas.

Deja un comentario

*