24 Dic '12

Sociedad Uruguaya

Mensaje de Alexandra Zapirain, presidenta de ATSS en las fiestas tradicionales

Recibimos y Publicamos.

Queridas y queridos compañeros:

Transitamos días especiales. Las fiestas tradicionales, el final de un año y el comienzo de otro son, muchas veces, momentos propicios para hacer una pausa y mirar hacia adentro de uno mismo, de nuestros entornos.

Un año más y no es poca cosa. No lo es porque la sabiduría del tiempo hace que sea difícil dar marcha atrás y corregir los errores, abrazar a quien ya no está, decir simplemente “te quiero” cuando ya es tarde. Pero como se ha dicho, el tiempo es historia, y sí podemos ver el pasado, entender el presente y mejorar el futuro.

2012 ya casi es pasado, un pasado cercano que nos convoca al futuro. Un futuro en el cual seremos protagonistas todos y cada uno de nosotros.

Ha sido un año de asumir un nuevo desafío y me he sentido reconfortada. Un año de compartir charlas con compañeros y compañeras, con críticas constructivas, siempre con actitud proactiva, con ideas, con propuestas, con planificación para el 2013, tanto en su vida personal como para el colectivo de ATSS.

Para poder evaluar y proyectarnos colectivamente nos propusimos repasar someramente este año transcurrido, sabiendo que esto que somos y alcanzamos fue sustentado en las generaciones anteriores que nos permitieron llegar hasta acá.

Por eso, junto a estas líneas enviamos un repaso en pocas palabras e imágenes de un año de trabajo en ATSS. Aunque todos son hechos que recordamos, repasarlos nos permitió dimensionarlos más adecuadamente, dimensionar los frutos del esfuerzo colectivo, de la participación, del compromiso.

Este es un final de año especial en nuestro país, donde algunos hechos muy difundidos y conocidos nos han conmovido profundamente. Quisiéramos pensar que son hechos aislados, quisiéramos creer que realmente son hechos puntuales. Pero no parece ser así. A veces las sociedades se movilizan a partir de grandes causas que nos unen. Hace casi treinta años, los uruguayos salíamos de la dictadura y eso nos unía, nos fortalecía colectivamente.

Treinta años después, nuestro país tiene otros problemas. Reaprender a convivir parece ser uno que nos preocupa cada día.

Aunque en un tiempo histórico y circunstancias muy distintas a éstas, quizás algo de esto llevó al filósofo alemán Arthur Schopenhauer a formular, en 1851 su “parábola de los erizos”. Escribió Schopenhauer: “En un día muy helado, un grupo de erizos que se encuentran cerca sienten simultáneamente la necesidad de juntarse para darse calor y no morir congelados. Cuando se aproximan mucho, sienten el dolor que les causan las púas de los otros erizos, lo que les impulsa a alejarse de nuevo. Sin embargo, como el hecho de alejarse va acompañado de un frío insoportable, se ven en el dilema de elegir: herirse con la cercanía de los otros o morir. Por ello, van cambiando la distancia que les separa hasta que encuentran una óptima, en la que no se hacen demasiado daño ni mueren de frío.”

Algo de esto nos pasa a nosotros, también, en ATSS. Nuevas generaciones de militantes vamos, en forma paulatina, asumiendo responsabilidades sindicales junto con compañeras y compañeros de trayectorias e intereses diversos. Y este aprendizaje, del que habla Schopenhauer, refleja fielmente el desafío que tenemos para llevar adelante.

En general, las “buenas noticias” no son noticias. Pero suceden, ocurren, acontecen. Siempre son producto de ideas y compromiso colectivos, de quienes están dispuestos a sacrificar un pedacito de su tiempo individual para volcarlo a una causa colectiva.

Nos gratifica poder saludarte por medio de estas líneas en fechas tan especiales. Y más nos gratifica poder hacerlo repasando, somera, brevemente, un año de esfuerzos, de anhelos, de objetivos, de logros, de temas pendientes para seguir avanzando y mejorando, para seguir aprendiendo a superar errores y a valorar adecuadamente lo que sí se consigue, que también es mucho, por cierto.

En nombre de todos quienes formamos parte del colectivo de ATSS, te saludamos cálida y fraternalmente en estas fiestas. Y te invitamos a que, durante 2013 sigamos trabajando juntos para mejorar integralmente nuestra condición de trabajadores públicos, sensibles y comprometidos con los anhelos y derechos de las uruguayas y los uruguayos, todos.

¡Muy felices fiestas y muy feliz 2013!

Fraternalmente,

Alexandra Zapirain.

Presidenta de ATSS.

 

Deja un comentario

*