ANEP inauguró cinco nuevas escuelas de tiempo completo que atienden a 1300 alumnos
22 Oct '13

Sociedad Uruguaya

ANEP inauguró cinco nuevas escuelas de tiempo completo que atienden a 1300 alumnos

La Administración Nacional de Educación Pública (ANEP) inauguró oficialmente cinco nuevas Escuelas de Tiempo Completo del Consejo de Educación Inicial y Primaria (CEIP) en los departamentos de Paysandú, Soriano, Río Negro y Colonia, que atienden a más de 1.300 alumnos de contexto socio-educativo complejo.

El departamento de Paysandú cuenta con dos nuevos centros educativos que funcionan en la modalidad de tiempo completo: la Escuela N° 58 – de Pueblo Esperanza- ubicada en la ruta 90 kilómetro 15.300, y la Escuela N° 114, que está emplazada en Avenida San Martín casi Bulevar Artigas, de la capital sanducera.

La población total de ambos centros educativos es de 300 alumnos, que cursan desde el nivel inicial (preescolar) a 6º año, último grado de ciclo primario.

La Escuela N° 58, que actualmente atiende a una matrícula de 68 niños y ya cumplió 86 años de vida, tiene sus orígenes ligados a la mejor tradición de la educación rural, uno de cuyos principales impulsores fue el emblemático maestro Julio Castro. Posteriormente, fue recategorizada como escuela urbana.

La comunidad educativa está integrada por la directoria, cuatro maestras, tres profesores de Música, Educación Física e Inglés.

La infraestructura está compuesta por cuatro aulas comunes y diversos espacios de recreación, donde se desarrolla un proyecto pedagógico de calidad académica y fuerte carácter inclusivo.

Cabe destacar que Pueblo Esmeralda tiene aproximadamente 500 habitantes, para quienes la escuela es un auténtico polo de integración social y comunitaria.

Por su parte, la Escuela Nº 114, que está emplazada en plena área urbana de la capital departamental, posee ocho aulas comunes, donde estudian 240 niños.

Se trata de una construcción amigable y acorde con los requerimientos de la modalidad de tiempo completo, con salones de clase ubicados en dos niveles y el espacio de usos múltiples en una altura y media. Todos estos espacios están conectados por rampas.

En lo que atañe a su diseño arquitectónico, una de las características del edificio es un puente que sale de la planta alta hacia un mirador ubicado sobre la loma y una escalera y un tobogán, que vinculan el mirador con el patio y la cancha donde se desarrollan las actividades deportivas.

También fueron inauguradas la Escuela Nº 6 de Villa Soriano, departamento de Soriano, y la Escuela Nº 8 de Nuevo Berlín, departamento de Río Negro, que se sumaron al proyecto de centros que funcionan en la modalidad de tiempo completo.

En total, ambos centros atienden a uno 600 alumnos que cursan el ciclo primario y podrán acceder a una propuesta acorde con sus demandas en materia formativa y de inclusión socio-educativa.

El Director General del Consejo de Educación Inicial y Primaria, Maestro Héctor Florit, destacó el carácter paradigmático de las escuelas de tiempo completo, que han merecido encendidos elogios de organismos internacionales de América Latina y El Caribe.

Al respecto, destacó particularmente el compromiso de las comunidades educativas y de las familias cuyos hijos son formados en estos centros.

“Hacer una escuela distinta implica ir transformando los privilegios en derechos, como lo es el aprender Inglés, tener una computadora, ir de campamento, hacer educación física o estudiar arte y recreación”, afirmó enfáticamente el jerarca.

El proyecto de transformación de la Escuela Nº 6 de Villa Soriano a la modalidad de tiempo completo consistió en obras de ampliación y refacción a nuevo de todo el edificio y la incorporación de dos nuevas aulas para preescolares y un nuevo comedor y cocina.

Con una capacidad para 240 niños, el edificio cuenta con ocho aulas para alumnos de 1° a 6° años y dos aulas para alumnos de educación inicial, además de una sala para la dirección, sala de maestros, cocina y demás dependencias.

Con respecto al espacio exterior, se encaró la construcción de pavimentos, la determinación de un área de juegos, el montaje de bancos, la colocación de bebederos, la construcción de una nueva cancha de deporte y la incorporación de un pequeño anfiteatro.

Por su parte, la Escuela Nº 8 de Nuevo Berlín, departamento de Río Negro, está construida sobre una planta única y tiene una capacidad para 360 alumnos, que cursan de 1º y 6 años y están distribuidos en 12 aulas, todas articuladas a través de galerías.

El centro incluye un área de esparcimiento, una cancha para el desarrollo de actividades deportivas y una quinta con sectores aromáticos.

El centro está emplazado en torno a un espacio central que, parcialmente, se protege y se enmarca en un parque verde de palmeras e ibirapitás.

Finalmente, el Consejo de Inicial y Primaria inauguró la Escuela Nº 82 de tiempo completo de Colonia, situada en el barrio “La general” de la capital departamental, que alberga a una población de 400 alumnos.

El proyecto consistió en profundas reformas y obras de ampliación y reacondicionamiento, con el propósito de adecuar las instalaciones a las demandas de la propuesta educativa.

El programa arquitectónico incluye doce aulas comunes acondicionadas a nuevo para niños que cursan de 1° a 6º año, cuatro aulas de preescolares con servicios, comedor, cocina, servicios higiénicos, dirección, sala de maestros, servicios anexos y área de esparcimiento y deportes.

El centro está enclavado en un entorno de baja densidad de viviendas unifamiliares y con fuerte presencia de conjuntos de viviendas de interés social. En una trama urbana de trazado irregular, el predio de casi una hectárea, se encuentra en la intersección de la Avenida Fernando Carballo (ex Camino a Rosario) y Calle Pública.

En el pabellón principal de la escuela se realizaron modificaciones y adaptaciones, donde funcionan el comedor, la cocina, servicios complementarios, dirección, secretaría, clínica de salud bucal y sala de maestros.

Cabe consignar que en el caso de las escuelas de tiempo completo, los alumnos concurren siete horas y media. Los maestros tienen un régimen laboral de cuarenta horas semanales – el doble del horario regular- lo cual les permite brindar a los niños una educación bastante más personalizada y acorde con sus necesidades en materia de aprendizajes, apoyo y socialización.

Parte de ese tiempo es destinado a reuniones semanales de colectivos docentes, a los efectos de coordinar estrategias y actividades e intercambiar experiencias de aula.

 

Deja un comentario

*