5 Jul '07

Sociedad Uruguaya

La trazabilidad llegó a la apicultura

La Dirección de Proyectos de Desarrollo –DIPRODE- invirtió $116.555 en un programa informático para realizar la trazabilidad de la producción apícola. Ello en el marco de un acuerdo con el MGAP como parte de la iniciativa del Uruguay Productivo, para un sector que exportó U$S 14 millones en el año 2006.

Los productores apícolas tienen tiempo hasta el 31 de julio para realizar la declaración jurada correspondiente al presente ejercicio mediante la página web www.mgap.gub.uy/trazabilidadmiel. Asimismo deberán presentar el timbre profesional en las oficinas del Ministerio de Ganadería y de este modo se logrará hacia el 10 de agosto saber cuántos apicultores están en el sector.

El Subsecretario de Ganadería y Agricultura, Ernesto Agazzi, dijo que este tipo de iniciativas muestran la articulación necesaria que debe de llevar adelante el Estado, para lograr un beneficio continuo en toda la sociedad.

El Director de la Oficina de Planeamiento y Presupuesto, Enrique Rubio, recordó que se instrumenta, además, un sistema de trazabilidad también para la industria de vestimenta, calzado y para la industria audiovisual.

Rubio agregó que modernizar el sector apicultor es un paso para el desarrollo del país, lo cual está en línea con el Uruguay Productivo para posicionarnos en la región y el mundo.

Destacó que Uruguay solamente puede competir por valor agregado y calidad y que para alcanzar estos resultados, es necesario «dejar de lado las chacras» aunando esfuerzos, dijo Rubio.

De acuerdo a la información que se presentó las exigencias del mercado internacional requieren una adaptación de las cadenas agroalimentarias, quienes priorizan la calidad intrínseca de los productos y la identificación del origen así como su correspondiente garantía.

En el año 2006 se exportaron 12.000 toneladas de miel, el 95% se destinó a la exportación y el 70% específicamente a la Unión Europea, lo cual generó U$S 14 millones de divisas.

En Uruguay no existe hábito de consumo, por lo tanto somos dependientes de los requisitos de los clientes, en este caso de la Unión Europea, explicó la ingeniera Rosana Díaz, de la Dirección General de la Granja.

La apicultura es complementaria de otras actividades agropecuarias que generan divisas y fuentes de trabajo para más de 10.000 personas.

En el año 2006 La Dirección de Proyectos de Desarrollo –DIPRODE- y el Ministerio de Ganadería Agricultura y Pesca, firmaron un convenio marco para apoyar la habilitación de salas de extracción de miel según el Decreto del 30 de enero de 2006, mediante el cual ambas instituciones se comprometieron a trabajar conjuntamente con el objetivo de fortalecer la competitividad de el rubro apícola.

La DIPRODE visita a los productores del interior para captar las necesidades de los productores y apoyar a los emprendedores rurales. El objetivo de esta oficina es el de instrumentar proyectos y programas de desarrollo e identificar iniciativas potenciales que sean integrales y de base territorial.

A lo largo de los últimos diez años, DIPRODE invirtió en los distintos proyectos y programas destinado al sector apicultor U$S 1.5 millones, apoyando a 500 productores nacionales.

A partir del primero de enero de 2005 y según el reglamento 178/2002 de la Unión Europea, se debe asegurar la trazabilidad de los alimentos en todas las etapas de producción, transformación y distribución.

Para este proyecto de trazabilidad, DIPRODE asignó por licitación $116.555, para la elaboración de un software que permitirá generar un vínculo en los eslabones de la cadena agroalimentaria de la miel, los que actualmente se encuentran diferentes ámbitos del Estado.

Esta herramienta permitirá a la apicultura nacional contar un historial de su producto. Permitirá, además, visualizar la producción desde el origen, los insumos que se utilizaron, cómo fueron los procesos de industrialización, distribución y llegada a la boca de comercialización- independientemente del lugar hacia donde se exporte la miel.

Este software informático, permite, también el registro de datos estadísticos para mejorar el sector y definir políticas.

Durante el lanzamiento de la trazabilidad de la miel, técnicos de la empresa diseñadora del software, explicaron el funcionamiento de esta herramienta que permitirá identificar cada eslabón de la cadena de producción, digitalizar el proceso de registros y realizar un control de las enfermedades y epidemias.

Este software, elaborado por SOFIS solutions, permite identificar al productor, su ubicación geográfica, cadenas involucradas, características de la sala y fecha de elaboración de sus productos.

El plan piloto fue lanzado en junio, en la ciudad de Paysandú y, además, permitió a la Dirección Nacional de Aduanas en el norte de del país, obtener un registro de removido de los tambores de miel.

Fuente: Presidencia de la República. www.presidencia.gub.uy

Deja un comentario

*