22 Dic '09

Sociedad Uruguaya

Marchas y contramarchas en cuanto a la ley de descentralización municipal. Todavía nada se sabe si en las próximas elecciones departamentales habrá o no alcaldes

El vicepresidente de la República, Rodolfo Nin Novoa, afirmó que el proyecto de descentralización del Estado es una ley buena, que está aprobada y que ha sido una de las banderas más emblemáticas de este Gobierno Nacional, que debe seguir adelante por más dificultades que se presenten.

Sostuvo que el proyecto de descentralización que está enmarcado dentro de la Reforma del Estado, es una ley aprobada que “representa una buena ley, donde tal vez  se ha dado algún paso un poco más largo que el que se podía haber dado”.

Asimismo, sostuvo que esto se discutió hace dos años en el Consejo de ministro, y el proyecto está votado.

El Vicepresidente hizo hincapié en que la ley tiene que seguir adelante por más dificultades que tenga.

“Es una de las banderas más emblemáticas que tenía este gobierno y que tenía el  Presidente de la República que comenzó un proceso de descentralización y que  ha sido un buque insignia de un cambio de gobierno, de estilo de gobierno que se viene a concretar ahora.  Ver para atrás, significaría  un gran retroceso”, dijo Nin.

E Director de la OPP, Martín Dibarboure, dijo por su parte que esta Ley fue votada en el Parlamento, incluso con legisladores de la oposición.

El Jerarca expresó que sin embargo debe continuar el debate, porque cree que el tercer nivel de Gobierno en algún momento, “lo tenemos que empezar a instrumentar”. A la vez, señaló que se debe darle gradualidad y no ir directamente a lo que plantea la Ley, pero aclaró que eso está en la órbita del Parlamento nacional.

Expresó que las alcaldías implican llevar el poder a la verdadera participación ciudadana, a las localidades donde realmente el maestro o el buen vecino hacen de alcalde y está con los problemas de la gente.

Deja un comentario

*