29 Jul '07

Sociedad Uruguaya

La Cancillería molesta con la política migratoria española muy restrictiva

El director del Departamento 20 del Ministerio de Relaciones Exteriores, Alvaro Portillo, dijo este sábado 28 de julio de 2007 a LA REPUBLICA que para la Cancillería «es imposible» saber cuántos uruguayos han sido deportados desde España desde que se endurecieron los requisitos para ingresar a la «madre patria» para los extranjeros ­lo cual sucedió a partir del 11 de junio pasado- ya que las autoridades españolas «no cumplen» con la ley que obliga a que cuando se detienen ciudadanos de un país se debe informar a las autoridades diplomáticas del mismo acerca del hecho.

En la mañana de ayer, y luego de ser deportados desde España, arribaron a nuestro país dos uruguayos más, lo que elevó a 9 el total de compatriotas que fueron expulsados desde la «madre patria» a en las últimas 48 horas.

Martín Cáceres, de 22 años y Martín Silva, de 20, fueron al igual que los demás uruguayos que llegaron el jueves al Aeropuerto de Carrasco, detenidos en el Aeropuerto madrileño de Barajas.

El informativo Compacto 1410 de AM LIBRE pudo contactarse con uno de ellos, Martín Cáceres quien declaró, visiblemente muy nervioso, que «esto que nos pasó no se lo recomiendo a nadie, es bastante infernal, bastante feo porque no tenés derecho a nada, así vengas con todos los papeles bien».

El joven manifestó además: «Si no les gustó tu cara vas para adentro y lo mismo pasa con el resto de los latinos y los centroamericanos, traigas la plata que traigas, la reserva que tengas, no les sirve para nada y siempre te encuentran algo para mandarte para atrás».

Cáceres agregó que debido a las presiones de que fueron objeto por parte de la policía de inmigración española tuvo que acceder a aceptar que no tenía los requisitos necesarios para «visitar» tierra española.

En tanto, el referente en nuestro país en los temas relacionados con los compatriotas que viven o están en el extranjero, el sociólogo Álvaro Portillo, director del «Departamento 20», dijo que las autoridades migratorias españolas «no están cumpliendo con las normativas internacionales que dicen que cuando se detienen personas de un país extranjero se debe informar inmediatamente de la situación al cuerpo diplomático de ese país».

El jerarca indicó que debido a esto, «es imposible» para la Cancillería determinar cuántos son los uruguayos que han sido detenidos y luego deportados desde España a nuestro país.

Tampoco descartó que Uruguay envíe una comunicación formal pidiendo explicaciones a España y rechazando los «malos momentos» que han y están viviendo nuestros compatriotas en tierras ibéricas.

«Esta es una política migratoria muy restrictiva, la que están aplicando las autoridades españolas», agregando que la misma «no sigue un sentido común». Hizo alusión a esto ya que para Portillo más allá que no existe la obligación de que se informe a los países acerca de los cambios en materia de exigencias para ingresar, es de orden que se les informe de esas variantes «para evitar» este tipo de problemas. Consultado si se han realizado consultas desde el MRREE a otros países latinoamericanos que han vivido el mismo problema, el funcionario dijo «no se han hecho, pero es seguro que esto le pasó a otros. No somos los únicos con estos problemas».

Fuente: Diario La República. www.larepublica.com.uy

Deja un comentario

*