4 Oct '09

Sociedad Uruguaya

Los sindicatos mundiales unidos contra la subcontratación laboral y contratación por agencias

Cuatro días antes de que funcionarios del Banco Mundial y del Fondo Monertario Internacional se reúnan con el Gobierno turco, los sindicatos mundiales se reunieron con el ministro de Trabajo de Turquía y transmitieron su apoyo al veto del presidente Abdullah Gül a un proyecto de ley destinado a conceder amplios derechos a las oficinas de trabajo privadas para colocar trabajadores temporeros en empresas, y advirtieron de los peligros que supone el empleo precario para la sociedad, se informó el viernes 2 de octubre.

Representantes de la Confederación Sindical Internacional (CSI), la Federación Internacional de Sindicatos de Trabajadores de la Química, Energía, Minas e Industrias Diversas (ICEM), la Federación Internacional de Trabajadores del Textil, Vestuario y Cuero (FITTVC) y la Federación Internacional de Trabajadores de las Industrias Metalúrgicas (FITIM), informaron al ministro de Trabajo de que los trabajadores por contrato y de agencia y las formas de empleo precario están aumentando enormemente en todo el mundo, dando lugar a dos categorías de trabajadores: una con empleos buenos y seguros y otra de trabajadores con empleos de corta duración, bajos salarios, sin protección social y pérdida de derechos.

En una conferencia de prensa celebrada hoy en Estambul, Manfred Warda, secretario general de la ICEM, dijo: “Globalmente, el desplazamiento masivo del empleo regular al trabajo temporal o a empleos de agencias o de intermediarios está afectando profundamente a todos los trabajadores, a sus familias y a la sociedad. La erosión de las relaciones entre trabajador y empleador, que constituyen con frecuencia la base de la legislación laboral, conduce directamente a un creciente número de violaciones de los derechos de los trabajadores”.

“Hay una relación entre ‘cambios de política’ internacionales, los inspirados por las instituciones fin ancieras internacionales como el Banco Mundial y el Fondo Monetario Internacional, que han alentado la flexibilidad del trabajo y entrañado una reducción de las condiciones laborales a nivel nacional”, agregó Warda. “Esos cambios reflejan claramente las extrategias de los empleadores para debilitar la negociación colectiva mediante el trabajo a tiempo parcial y temporero, y la ICEM se opondrá a ello por todos los medios posibles.”

Guy Ryder, secretario general de la CSI, reiteró hoy un mensaje transmitido por los sindicatos mundiales a la Cumbre del G-20 la semana pasada, declarando: “La expansión de las formas de trabajo precario y la desregulación del mercado laboral no son la respuesta a la crisis del empleo: en realidad, la inseguridad de los trabajadores en los últimos decenios ha contribuido considerablemente a la recesión. No es una coincidencia que el trabajo precario y la fragilidad de los mercados financieros se hayan desarrollado en las últimos decenios”.

“La vía a seguir ha de basarse en el desarrollo sostenible, no precario: una economía sostenible en la que el sector financiero esté al servicio de la economía real. Necesitamos justicia social y sostenibilidad ambiental para corregir el daño causado a nuestro planeta en una forma que proporcione empleos buenos, permanentes y seguros”, agregó Ryder.

Neil Kearney, secretario general de la FITTVC, dijo: “Los contratos por agencia y temporeros destruyen la seguridad en el empleo y socavan todos los demás derechos, además de fomentar una gran explotación de los trabajadores temporeros y de los empleados permanentes que trabajan con ellos”.

“En Turquía, el afiliado a la FITTVC Teksif está librando una batalla con Edirne Giyim, donde los trabajadores empleados con un arreglo de tipo agencia, con menores sueldos y condiciones, son utilizados para reducir, y finalmente eliminar, una fuerza de trabajo permanente de larga duración. La resistencia del sindicato a la degradación de las condiciones ha dado lugar a despidos masivos de miembros sindicales”, añadió Kearney.

“En otras partes de Turquía, afiliados a la FITTVC están diariamente en conflicto con empleadores de la industria textil, de vestuario y cuero, que se sirven de todos los medios, incluidos la subcotratación, los trabajadores no declarados y los contratos de corta duración. para impedir la sindicación y la protección de los derechos de los trabajadores. Es necesario que el Gobierno actúe urgentemente para restablecer la protección de los trabajadores contra este ataque”, pidió Kearney.

Jyrki Raina, secretario general de la FITIM, dijo: “Los empleos permanentes se están erosionando porque los empleadores contratan cada vez más a los trabajadores por medio de agencias de empleo. En algunas plantas hay ahora más de un cincuenta por ciento de trabajadores contratados por agencias”.

“La crisis financiera ha supuesto un nuevo golpe para los trabajadores precarios. Centenares de miles de ellos han sido los primeros en perder sus puestos, porque el despido de trabajadores sin derecho a indemnización ni preaviso es una forma barata y fácil para los empleadores de reducir su personal. La crisis ha tenido repercusiones importantes y trascendentales para el empleo”, agregó.

“Aquí, en Turquía, el afiliado a la FITIM, Birlesik Metal Is, está apoyando a 350 trabajadores que fueron despedidos el año pasado por Sinter Metal por ejercer su derecho a unirse a un sindicato. La compañía alega que los despidos eran una respuesta necesaria a la crisis financiera, pero es evidente que se trata de una mera excusa para despedir a los miembros sindicales e impedir que los trabajadores protejan sus empleos”, declaró.

La próxima semana, sindicatos de trabajadores metalúrgicos de todo el mundo se movilizarán contra el trabajo precario, a los que se unirán otros sindicatos nacionales y sectoriales en todas partes en la celebración del Día Mundial por el Trabajo Decente, el miércoles 7 de octubre.

La ICEM centrará las actividades del Día Mundial por el Trabajo Decente en su campaña Trabajo por contrato y de agencia en Tailandia y Turquía.

“Una recuperación sostenible no puede basarse en empleos precarios y antirreglamentarios. Por eso los sindicatos y sus miembros están unidos en todo el mundo en su reivindicación de empleos seguros e igualdad de derechos de todos los trabajadores”, sentenció Jyrki Raina.

La CSI representa a 170 millones de trabajadores en 157 paises y territorios, y tiene 312 afiliados nacionales; la ICEM representa a 467 sindicatos en 132 países; la FITTVC es el portavoz mundial de 217 sindicatos en 110 países, y la FITIM abarca a más de 200 sindicatos en 100 países.

Fuente: ICEM.

Deja un comentario

*